CÓMO COMPENSAR LOS EFECTOS NOCIVOS DEL USO DE LAS PANTALLAS

 

Aparte de los efectos nocivos que la contaminación electromagnética proveniente de la radiación de los ordenadores o TV pueden producir en la salud, las pantallas de estos aparatos por sí mismas producen efectos nocivos sobre nuestra salud y bienestar debido a su luminiscencia.
Cuando se está mirando a una pantalla de forma constante nuestro organismo está aportando a la vista gran cantidad de nutrientes y sangre que son necesarios para poder soportar y asimilar la luz y la información que nos llega a través de los ojos.

Según la medicina tradicional china, la función de la vista la dirige el hígado; en especial el hecho de mirar a una pantalla luminiscente produce un desgaste de la sangre acumulada en el hígado.

Esto se puede manifestar en muy diversas maneras si el uso de la visión sobre la pantalla luminiscente es prolongado. Esta deficiencia en la sangre producirá unos sintomas debidos a la sequedad que se produce en el hígado y que pueden ir desde alergias cutáneas, dermatitis o neurodermitis, a cansancio, problemas para dormir (bien sea insomnio por la noche o insomnio por despertarse temprano de madrugada), ansiedad (debido al calor en el hígado sobre el corazón y éste al estar más caliente y más seco produce esta sensación de ansiedad o angustia u opresión en la zona del pecho o en el plexo solar). También este vacío de Yin puede producir sensación de vacío interno, llegando hasta la depresión sin causa justificada, con sentimiento de desmotivación vital. Esto último se exacerba debido al estancamiento de energía que se produce en el hígado y en el cuerpo cuando el organismo y el hígado están demasiado secos.

Otros síntomas acompañantes producidos por exceso de exposición a las pantallas pueden ser problemas musculares o tendinosos, un aumento de la susceptibilidad, nerviosismo, falta de sosiego, irritabilidad y cansancio. Este cuadro producido por la deficiencia de sangre puede llevar a tener en el trabaio y en la vida una falta de recursos y un bajo rendimiento que pueden producir una mayor ansiedad como consecuencia de ver que no llegas a cumplir como quisieras.

¿Cuántas son las horas máximas de uso de las pantallas para que éstas no sean perjudiciales? Esto dependerá de la fortaleza constitucional de la persona y de la buena condición en que estén sus órganos en este momento. Constituciones más fuertes aguantarán más rato en el ordenador, ya que tienen una mayor reserva de sangre en el hígado. En personas más débiles, más delgadas, más nerviosas con una menor reserva de sangre. de Yin y de fluidos en el hígado y en el plexo vascular intestinal pueden manifestarse más pronto los síntomas anteriormente dichos. En niños y adolescentes es especialmente importante cuidar este tema para evitar bajones de la inmunidad, cambios de carácter, desconcentración, ansiedad, hiperquinesis.

Un buen consejo es bajar el brillo de la pantalla para disminuir la luminiscencia e intentar no mirar más que lo imprescindible a la pantalla, fijar la vista fuera de la pantalla cuando no es realmente necesario posar la vista sobre ella. Por otro lado, el tratamiento dietético requerirá una ingesta de nutrientes aumentado para aportar más sangre al hígado, por lo cual está indicado comer en abundancia sobre todo alimentos jugosos y untuosos; no tomar alimentos secos muy salados ni picantes, ni alcohol ni café, ni fritos. Tomar abundantes zumos de frutas rojas como base: la fresa, el arándano, la uva roja, la sandía, y muy especialmente el zumo de zanahoria.

Una combinación muy recomendable en estos casos, especialmente en las estaciones calurosas desde mayo hasta noviembre es el zumo de zanahoria con medio limón o bien con un poco de remolacha o sandía o media manzana; este zumo se debe tomar según apetezca a razón de uno o dos vasos al día o cada dos días, según la condición de la persona. Es muy importante no olvidarse del consumo regular de legumbre. En estos casos, como aporte de Yin básico, se toma una cantidad mayor que en el aporte estándar: unas 5-7 cucharadas soperas de legumbre muy bien cocinada diariamente. (O incrementando la legumbre hasta un 25-30% del volumen total de la ingesta de la comida.) Va muy bien tomar dos cucharadas soperas de aceite de lino a diario mezclado con unas gotas de shoyu sobre la verdura u otro alimento. Es también especialmente recomendable tomar aceite de onagra a razón de 5-12 g diarios según necesidades.

Tomar también aceites de pescado ricos en ácidos grasos omega-3 (EPA y DHA) que estén bien conservados (o sea que tengan buen olor, signo de que no están oxidados), a razón de 3 g diarios. El aceite de sésamo también es recomendable, bien sea para saltear ligeramente o para su consumo crudo. El consumo regular de pasta, cereales integrales y verduras variadas es suficiente aporte proteico y la ingesta de los aceites marcados son básicos para recuperarse.

También se puede tomar melaza de cebada, una o dos cucharadas soperas diarias, y compotas y mermeladas sin azúcar ni fructosa hechas con sólo fruta de bayas o frutos rojos como son la cereza, la fresa, el arándano, la frambuesa, la mora, la uva roja, etcétera.

Muchos estados enfermizos y desórdenes que sufrimos provienen de los hábitos adquiridos. Saber relacionar esos hábitos con cada uno de esos padecimientos es clave para mejorar nuestra calidad de vida y nuestra salud. El abuso de horas ante la pantalla bien sea de ordenador o de televisión es una de las causas de problemas de salud más comunes en nuestra sociedad y sin embargo se ignora totalmente. No olvidemos que para que la inmunidad sea fuerte es importante que la sangre esté bien tonificada. Para ello en general es recomendable no mirar más de ocho horas por semana a la pantalla del ordenador. El número de horas puede variar según las constituciones pero un uso de más de doce horas semanales producirá inexorablemente un déficit del Yin del hígado que se manifestará tarde o temprano en el terreno biológico de la persona y, cómo no, en su carácter y tendencias. En los casos en que se excede es muy importante la suplementación regular para tonificar la sangre y el Yin del hígado. Dormir más de lo acostumbrado también ayudará a reponer estos fluidos.

Asimismo, se deberá procurar descansar la vista lo máximo posible. Es especialmente importante evitar el uso del ordenador o ver la televisión a partir de las 10-11 de la noche, que es cuando la sangre en el hígado empieza a reducirse.

Otros síntomas acompañantes producidos por exceso de exposición a las pantallas pueden ser problemas musculares o tendinosos, un aumento de la susceptibilidad, nerviosismo, falta de sosiego, irritabilidad y cansancio. Este cuadro producido por la deficiencia de sangre puede llevar a tener en el trabaio y en la vida una falta de recursos y un bajo rendimiento que pueden producir una mayor ansiedad como consecuencia de ver que no llegas a cumplir como quisieras.

Extracto del libro “Revitalíza tu salud y tu estado de ánimo” de Jorge Perez-Calvo.

LA CONDICIÓN ÚNICA DE LA FELICIDAD (G.OHSAWA)

Hasta la edad de 70 años, y durante cincuenta años, no he dejado de caminar sobre una vía única, y me encuentro en un estado extremadamente calmo y gozoso: el Séptimo cielo. El universo del desarrollo infinito no se nos escapa nunca. Tampoco está muy lejos de nosotros. ¡Aseguraos de ello y ascended lentamente la vía única hasta su cima!

1. Existen diferentes métodos para iniciar una vida feliz. La mayoría de estos métodos provienen de Extremo Oriente y son espirituales y van desde el entrenamiento ascético de las diferentes religiones hasta técnicas gimnásticas físicas como el yoga…existen numerosos métodos científicos occidentales pero hay pocos que tengan como meta la felicidad. Un sabio suizo, Hilty, ha denominado su método: “La Felicidad”…

Pero se trata de una cultura espiritual, cristiana y moral que es difícil de aplicar a la perfección salvo para algunos.

Los métodos que afirman que podemos establecer la felicidad en una vida material mediante la revolución social o mediante acciones violentas emiten cheques sin provisiones. Muchas personas entenderán esto antes o después.

Aún no hemos encontrado el modo científico para obtener la felicidad, más bien al contrario. Lo que llamamos “una vida feliz” no puede existir a través de la ciencia.

El fin de la civilización científica se acompaña de la ruina de la humanidad entera en la guerra termonuclear.

A pesar de esto, sabéis que nunca menosprecio la revolución científica ni la revolución social. Y así, muchos afirman que soy un hombre que toma parte en la revolución científica y social. Y yo puedo afirmar con claridad que no soy un hombre contrario a las revoluciones sociales, ni a las civilizaciones, ni al desarrollo de la ciencia. Mantengo un gran respeto incluso hacia la invención de la bomba atómica. ¡Igualmente admiro la grandiosa guerra termonuclear!

Soy el hombre que aplaude tanto cualquier creación, como cualquier destrucción. No dudaría nunca en cooperar mediante cualquier esfuerzo, aunque sea vano, si la meta fuera obtener la libertad infinita y la felicidad eterna.

No dudaría en ofrecer toda mi admiración, aún incluso hacia el médico conformista que se gana la vida chupándole la sangre a los más lamentables e ignorantes esclavos del mundo. Y ateniéndome razones más fuertes, ofrecería mi simpatía y mi piedad a estos conformistas de bajo juicio que juegan un papel político dependientes de una ciencia determinada y de una medicina determinada.

Y a pesar de ello, estoy muy satisfecho de no haber seguido el juego de estos políticos y médicos, ni de estos revolucionarios. A decir verdad, y con creces, he nacido dotado de un carácter trágico, encabezando un movimiento revolucionario catastrófico y sensacional. He heredado el carácter de mi madre que murió muy joven.

Ella murió después de seguir al 100% y valientemente un modo de vida fundamentado en la nueva ciencia. Yo conservo firmemente este espíritu de mi madre, incluso en el presente, a la edad de setenta años. Pienso que todos los chicos viven con el espíritu de su madre en cuanto a energía se refiere. La influencia del padre es extremadamente menor. Hice, de hecho, hace veinte años un poema alabando a mi madre. Y aún hoy en día vivo dentro del espíritu de este poema. Así, todas mis palabras y mis realizaciones desde hace setenta años han sido la única realización de este espíritu de mi madre.

Para describirlo en una sola palabra, es el comportamiento de quien tiene hambre y sed de Justicia.

Vivo de la mañana a la tarde, y por la noche en mis sueños, sin estar separado ni un instante de mi madre. He vivido realizando en cada instante todas las metas de mi madre, y esto durará hasta el fin de mi vida. Mi madre ha atravesado su pobre vida considerando con todos sus esfuerzos que la civilización científica, la medicina y la higiene moderna eran la justicia. Todos los japoneses creen que la ciencia occidental enseña la justicia y las cosas más esenciales de la vida tal y como lo hace la filosofía de Extremo Oriente, si bien, en realidad, los métodos occidentales son mayormente técnicas.

2. En China, la definición de la felicidad se extiende a cinco condiciones:

1- la longevidad

2- el desapego del dinero: no estar atado a la riqueza

3- la certidumbre

4- amar el cultivo de la propia virtud y personalidad

5- pensar sin cesar en hacer algo más grande y más maravilloso: restablecer la salud del propio cuerpo – restablecer el orden en la propia familia – establecer un gobierno pacífico – guiar correctamente al mundo hacia la justicia.

¡La felicidad occidental es completamente diferente de esta felicidad!

El gran Diccionario de Webster, el Larousse y el Littré lo explican extensamente y sus conclusiones son sorprendentes:

1. es lo que no podemos obtener en este mundo

2. la suerte

3. lo que llamamos felicidad no existe sobre la Tierra, etc…

Mi conclusión sobre las definiciones de felicidad en Occidente son:

1. riqueza

2. riqueza

3. riqueza

4. riqueza

5. ¡riqueza!

Resumiendo, es el dinero.

El oro, el dinero, la fortuna, los tesoros que Jesús despreció se han convertido en los aspectos más importantes del mundo y los más preciados. Así, es natural que la ciencia se haya convertido en el estudio más prestigioso, la industria en la actividad más poderosa, y que hayan guiado a la humanidad hacia la guerra. Es decir, en Occidente, la cuarta de las siete etapas del juicio se ha convertido en el juicio más elevado.

El cuarto juicio no es malo, pero si Occidente accedíera al 5º y al 6º, y sobre todo al 7º, la ciencia en sí misma se volvería mucho más maravillosa.

En cambio, el Lejano Oriente que enseña en primer lugar el 7º juicio, considerando los seis otros como poco importantes, ha sido colonizado totalmente por la civilización occidental, tal y como podemos apreciar actualmente.

Sin embargo, en Japón, el 3er juicio es desarrollado con notoriedad. En cuanto al amor, su fundamento está basado en la ley del 7º juicio: o todo o nada. Hasta las canciones populares dicen: ” ¡ No temas, estoy contigo hasta si hay que ir al fondo del infierno! ”

Paul Claudel, cónsul francés en Oriente, dejó una colección extraordinaria de este género de canciones populares traducidas.

Todos los amores modernos son como el amor de la 1ª etapa, como el amor del plancton de las amebas, o del 2º, como el gato o el perro: amor sexual y espontáneo.

Mientras no tengamos la pasión de vivir hasta el fin el amor de la 1ª o 2ª etapa, no podemos realizar la de la 3ª o 4ª etapa.

Amar, es hacer feliz a tu compañero/a, y la felicidad de la que hablo, es la libertad infinita, la justicia absoluta, la felicidad eterna. Este amor, convertido en lo más profundo hasta su fin, es el amor de toda la humanidad, de todos los animales, de todos los vegetales, es el amor universal tal y como Erasmo lo describió, es el amor de la 7ª etapa. Entonces, si no habéis probado la alegría de amar a una sola persona con todo vuestro corazón, con todas vuestras fuerzas, no lograreis imaginar la alegría infinita del amor de la que habla Erasmo; es decir, el amor o la tristeza universales. Es evidente que no se logre comprender esto sin haber experimentado la tristeza profunda e insoportable que provoca ser traicionado por tu pareja.

Quien no comprende tal tristeza trágica y quien verdaderamente no ha amado jamás a nadie, solo conoce el amor del plancton, de la 1º etapa.

Durante la primavera, nos enamoramos: es un efecto maravilloso de la polarización yin-yang del 6º cielo. Este amor debe desarrollarse hasta el amor ilimitado, infinito y absoluto. Pero muchos paran este desarrollo y se fijan el amor de la 1º o de la 2º etapa.

Si queréis descubrir el carácter verdadero – o el juicio de una persona, observad sólo su comportamiento en el amor.

La condición que pongo como la más grande y más auténtica para la felicidad, no es la de la definición china, la de Hilty, ni la de Descartes, ni la de Schopenhauer, ni hasta la de Erasmo. Valora en una palabra:

“Ser humano/a”.

Es el establecimiento de la libre voluntad. Ser humano/a significa que se ha controlado la espiral logarítmica del orden del Universo, a lo cual me he dedicado toda mi vida. Los diferentes aspectos de este mundo son debidos a la diferenciación del aspecto UNO infinito, de lo absoluto. El origen de las personas, es el alma universal o Espíritu, cuya función es la memoria, el juicio, la voluntad.

Las seis etapas que se manifiestan entre el mundo no diferenciado y el mundo diferenciado son la vía de la espiral logarítmica eterna, en las que el hombre debe efectuar una ida y vuelta.

Es decir, la felicidad del hombre, es exactamente reconocer la nacionalidad de su país natal: el 7ª cielo, el infinito. Es reconocer claramente el sentido de la Unidad, sentir que el alma es UNA, que todo en el mundo es indivisible, aunque el ser humano sea diferenciado y su cuerpo sea dividido en billones y billones de individualidaes. Es el sentido de la unidad, el diseño de la identidad de la humanidad y la unificación del mundo entero.

Cuando se llega a este punto, ya no hacemos distinciones entre nosotros y los demás, y en este preciso momento ya no hay separación. En el mundo entero todos se reunen en uno solo, los otros dejan de existir: ya no hay luchas, ni celos, ni rencor, ni envidia. Si sentimos lástima o pena hacia alguien esto significa que somos dualistas, exclusivos!

SIEMPRE HE DICHO QUE L@S MACROBIÓTIC@S DEBEN SER INSEPARABLES.

Quienes respiran el mismo oxígeno, se calientan con la misma luz, beben de la misma fuente, viven alimentándose de la leche y de la sangre de la misma tierra, de la misma madre-matriz, son hermanos y hermanas, y la relación entre hermanos y hermanas, que no fue enlazada por la violencia o por la ley no podrá ser rota por ellas. ¡Aún con razones, la relación entre padres e hijos, entre compatriotas, entre marido y mujer, entre maestro y discípulo, entre amigos del alma, no puede romperse en una vida entera! Aunque las opiniones y las ideas se opongan, lo que es sólo una contradicción de los juicios más bajos hasta el 6º, pero en el 7º juicio es imposible oponerse, ni ateniéndonos a cualquier motivo, separarnos.

En el mundo del 7º juicio, no hay posesiones, ni separación, ni desesperación, ni juramentos, ni deberes, ni derechos. Es un mundo sin contrato, es el mundo de la Libertad, el mundo de la identidad de sí y de los otros, es UNA alma para billones de individuos. El que habla de oposición y de separación es un oportunista y un dualista. Reconoce así su ignorancia de lo absoluto y del infinito.

¡AMIGOS MACROBIÓTICOS DEL MUNDO ENTERO! ¡AMIGOS, MARCHAD JUNTOS SOBRE EL CAMINO DE LA LIBERTAD INFINITA, DE LA FELICIDAD ETERNA Y DE LA JUSTICIA ABSOLUTA, UNIDOS POR UNA OPCIÓN EXTREMADAMENTE RARA EN LA GENTE. EVITAD LA DESUNIÓN, NO OS ABANDONÉIS LOS UNOS A LOS OTROS!

No hay que dejar a un amigo, incluso si es extremadamente incomprensivo, porque la libertad infinita, la justicia absoluta, la felicidad eterna son UNA. Es el cielo del monismo. Si abandonáis vuestros amigos, familia, maestro, esto significa que emigráis al mundo de la oposición, al mundo del bajo juicio y del dualismo. ¡Jamás abandonad, incluso si lucháis u os peleáis terriblemente!

Un hermano será siempre un hermano, hasta después de su muerte. Si se encuentran defectos en los amigos, sólo hay que buscar la explicación para que puedan comprender el motivo. Si no llegáis a convencerlos, esto quiere decir que todavía no habéis alcanzado el 7º juicio, que os corresponde redoblar vuestros esfuerzos.

Hasta por un vaso de agua o un tazón de arroz, el reconocimiento es siempre el reconocimiento. ¡Si no se devuelve diez mil veces, esto crea una deuda eterna, somos ingratos arrogantes, exclusivos! Es el maestro ISHIZUKA quien me salvó de una enfermedad mortal, y me dediqué toda la vida a salvar diez millones de existencias para demostrar esta gratitud: UN GRANO, DIEZ MIL GRANOS. Para mí, diez mil o un millón no son conlllevan diferencias. Para mí, diez mil personas significan el mundo entero. Un grano, diez mil granos, no es en realidad el reembolso de la libertad, de la justicia. Sólo, los que siguen esta vía de ” Un grano, diez mil granos ” pueden obtener el ser ciudadanos del país de la Libertad Infinita, de la Felicidad Eterna, de la Justicia Absoluta.

Estas reflexiones sobre la condición única de la Felicidad se ha extendido más de lo que quería. Es a causa de mis torpezas de expresión. Hay que decir también que es triste, que esta condición única de la felicidad haya tenido que ser descrita de modo negativo y pasivo, con frases que comienzan por ” no hace falta “!

¡ La vía de la macrobiótica y del HE PODIDO, a la que he dedicado toda mi vida, no es una disciplina que contiene ” no hace falta “, a manera de los diez mandamientos de Moisés!

Mi vía es sin condiciones e ilimitada. Empeño mi orgullo en no emplear palabras imperativas. La única condición, o la obligación, o la disciplina más o menos obligatoria de la práctica macrobiótica es: ” MASTICAD BIEN “.

Sin embargo, como en una disciplina moral, os digo ” no lo dejéis, no hay que abandonar”. Es evidente que es una recomendación absolutamente inútil para la gente del 7º juicio.

De hecho, esta condición es completamente inútil: sólo hay que dejar hacer a los que quieren irse.

Los que dejan esta vía monista y única, son unos dualistas, habitantes del mundo del plancton y de los animales. Lentamente, uno tras otro, subirán al 7º cielo, después de haber malgastado varios cientos de millones de años. Es absolutamente inútil recomendarles imitar a la gente del 7º cielo, esto sería absurdo e ineficaz. Esto puede ser útil sólo para los que están muy cerca del 7º cielo y lo distinguen como una luz en la noche sombría.

La macrobiótica es eficaz por sí sola.

No fiarse de la eficacia de la macrobiótica es un castigo normal para los que no la practicaron seriamente durante diez años. Hacer una sola vez una desviación borra toda la eficacia de la práctica precedente. Una persona de bajo juicio a menudo concluye que la macrobiótica dialéctica del HE PODIDO, es la cristalización del 7º juicio, y esto es un pensamiento simplista e infantil, y es sospechoso, ya que no es susceptible de un estudio experimental preciso. Esta opinión precisamente es el reflejo de una arrogancia simplista e infantil.

La física nuclear, al fin de un estudio experimental preciso, logró determinar que la unidad fundamental del Universo fue formada por protones, neutrones, electrones, etc. Es decir dualismo, pluralismo! ¡Y hela aquí al borde del suicidio! Es la historia y el fin de un largo viaje sobre el camino de los juicios bajos. La ciencia sabe esto, ahora. Tiene el deseo profundo de alcanzar pronto el monismo.

Georges Ohsawa

MACROBIÓTICA PARA EL OTOÑO Y EL ELEMENTO METAL

El elemento Metal: Pulmones e Intestino Grueso:

 

El estadio energético llamado Metal en Medicina Oriental tiene correspondencia con los Pulmones y el Intestino Grueso, así como con la piel, el olfato, el color blanco y una serie de otras relaciones.

El Metal es considerada una energía más “seca”, concentrada, refinada, virada hacia el interior; de ahí que los Pulmones sean considerados como el “Ministro del Interior” en Medicina Oriental China.

Desde un punto de vista energético, la Energía Metal es afectada tanto por exceso de líquido como por demasiada sequedad; en la alimentación, los productos que crean más disturbios en esta área son los líquidos viscosos, particularmente el uso de lácteos como leche, yogur, nata, quesos cremosos, aunque estos estén hechos con leches vegetales… Los lácteos producen una cantidad excesiva de mocos en las Vías Respiratorias que dificultan el intercambio de gases en los Pulmones y que conducen a problemas respiratorios.

Ya se ha comprobado, en un número incontable de personas, mejoras, en algunos casos casi instantáneas, de problemas como asma, alergias respiratorias, sinusitis,… simplemente parando la ingesta de productos lácteos en la alimentación.

En conjunto con los lácteos, una alimentación con un exceso de alimentos fríos como ensaladas crudas, frutas, zumos de frutas,… pueden afectar las funciones respiratorias, por lo que el consumo de estos alimentos debe ser reducido o evitado totalmente cuando haya problemas de este tipo. También el consumo de especias y de alimentos excesivamente secos puede afectar adversamente los órganos Metal, así como los climas demasiado secos o húmedos.

Por regla general, una alimentación centrada en cereales integrales y vegetales hacen que las funciones respiratorias y la digestión intestinal mejoren considerablemente, pero hay que considerar también las siguientes recomendaciones.

CEREALES: Entre los diferentes cereales, el arroz integral es por excelencia el que representa la energía Metal; el arroz es particularmente eficaz en problemas intestinales y cuando es cocinado con semillas de lotus o raíz de lotus, beneficia enormemente a los pulmones y a las funciones respiratorias. Antes de cocinar el arroz integral se debe poner a remojo durante toda la noche, o por lo menos 6 horas, después de haberlo lavado bien. Sale más sabroso, es más digestivo y de esta manera se desdobla el ácido fíftico haciendo que se absorban mejor calcio u oligoelementos, particularmente zinc.

VEGETALES: Particularmente beneficiosos para los pulmones son los vegetales de hoja contraída como: hoja de nabo, hojas de rábano, hojas de rabanito, hojas de zanahoria, en especial cuando son cocinados con sus respectivas raíces: nabo cocinado con sus hojas, zanahoria con sus hojas,… La raíz de loto seca o fresca cocinada es bastante eficaz para la mayoría de los problemas respiratorios.

SOPAS: Tomar, sobretodo, las sopas con cereales integrales, como: sopa de arroz o sopa de mijo. Particularmente si existieran problemas intestinales. Las sopas de cereales ayudan a mejorar la absorción intestinal.

LEGUMBRES: La soja negra ha sido tradicionalmente utilizada en Oriente para tratar problemas respiratorios, así como problemas de los órganos reproductores femeninos; cocínelos con vegetales como calabaza y cebolla y añada un trozo de alga Kombu en la cocción, ya que hace más digestiva y evita la formación de gases en la digestión.

FRUTAS: A pesar de ser preferible evitar el consumo excesivo de fruta cuando hay problemas de pulmones, los melocotones y los albaricoques pueden, en algunos casos ser beneficiosos para tratar disturbios en los órganos Metal (consultar antes con su Orientador Macrobiótico Especializado).

PESCADO: Para deficiencias en Metal, si desea comer producto animal, lo mejor es el pescado pequeño como la sardina, lenguado, etc. Pero no en todos los casos, una vez más, consulte con su orientador/a en macrobiótica.

MÉTODOS CULINARIOS: Dé preferencia a métodos culinarios donde se utiliza poca agua en la confección de los alimentos; evite platos demasiado aguados, en especial para problemas como asma o bronquitis.

RECOMENDACIONES DE ESTILO DE VIDA: Masticar muy bien cada bocado es una práctica de suma importancia para tratar cualquier tipo de enfermedad, así como buenos ejercicios respiratorios.

CUALIDADES EMOCIONALES Y COMPORTAMENTALES DE METAL: Metal tiene un carácter más práctico e interiorizado y está relacionado con la capacidad de organización, transformación interior, sentido de orden y ética, autodisciplina… Individuos con una buena cualidad de esta energía son prácticos, positivos y tienen una buena energía para lidiar con la materia y bienes materiales. Representan el arquetipo del Alquimista y sus cambios en la vida tienen tendencia a darse debido a una fuerte resolución interna y un enorme sentido de dirección y fe interiores.

Los primeros síntomas de desequilibrio emocional en esta fase energética más concentrada son: desinterés, melancolía y falta de autoestima. La persona comienza a cerrarse en sí misma y se siente cada vez más incapaz de lidiar con el mundo a su alrededor. Se tiene la sensación de que hay algo profundamente errado consigo mismo y existe un cierto embarazo en relación a las otras personas porque la persona piensa que está molestando.

A medida que el problema avanza , la melancolía y desinterés dan lugar a la depresión y a un total rechazo al mundo exterior. Puede quedarse completamente bloqueado y resistente al cambio, en algunos casos muy apegados tanto a bienes materiales como a experiencias pasadas.

El lenguaje corporal en personas con problemas pulmonares es casi inexistente. El cuerpo se mueve poco, en particular los brazos y las manos tienen tendencia a ser colocados en los bolsillos o a mostrar pocos signos de movilidad. La persona con problemas en esta fase no gesticula a penas, lo que hace que pase aún más desapercibido. También existe la tendencia para arquear los hombros e inclinar el cuerpo ligeramente hacia delante, protegiendo de esta manera los pulmones. Esta postura es definida en algunas escuelas de psicología como la postura de una persona derrotada y sin esperanza.

En cuanto a la voz, muestra también pocos signos de ánimo, el tono es monótono y bajo, lo que acentúa aún más la sensación de que la persona es poco importante y de que los otros no le oyen. Tal como en muchos otros problemas emocionales, es fácil entrar en un círculo vicioso y sentir que lo que pensamos es realmente verdad; que no tenemos valor, nadie nos presta atención y que además la forma de movernos, hablar y todo nuestro lenguaje corporal perpetúan esta sensación.

En FISIONOMÍA ORIENTAL, los pulmones y el sistema respiratorio están representados en el área de los mofletes que, en una fase inicial, tienden a expandirse e hincharse, para después pasar a quedarse más pálidas y contraídas o a notarse la presencia de venitas o manchas. los bronquios se representan en las aletas de la nariz y el intestino grueso en la parte más externa del labio inferior.

El meridiano de acupuntura de los pulmones recorre el interior de los brazos dirigiéndose hacia el dedo pulgar, mientras que el meridiano del intestino grueso empieza en el dedo índice recorriendo el exterior de los brazos. Cuando hay problemas en estos órganos, los brazos quedan más flojos y la persona tiene la sensación de que es difícil levantarlos hacia arriba y se siente desanimada.

Desde el punto de vista fisiológico, el comportamiento descrito puede estar relacionado con una mala oxigenación, particularmente con escasez de oxígeno en las partes del cerebro responsables de la creatividad y pensamientos más complejos. Cuando la sangre es convenientemente oxigenada, el cerebro tiende a responder de una manera apropiada, lo que nos da una sensación de alegría y de auto-confianza.

Imagino que ya ha pasado por la experiencia de sentirse levemente deprimido y desganado y que después de un paseo vigoroso de 1/2 hora constata que las emociones se quedan mucho más estables y se tiene una enorme sensación de alegría y clareza que poco tiempo antes parecían imposibles. En este caso, el hecho de la caminata ha contribuido a una mayor oxigenación (además de muchas otras ventajas) alterando sustancialmente la percepción que teníamos de nosotros mismos/as y del mundo de nuestro alrededor.

Un mal funcionamiento intestinal, particularmente estreñimiento, está también frecuentemente ligado a estados depresivos y a la incapacidad de pensar de una forma clara y positiva.

Es importante señalar que los aspectos de comportamiento citados no son, por regla general, conscientes y que también están ligados a aspectos ambientales, culturales y educacionales. Sin embargo, en mi opinión, las consideraciones biológicas y fisiológicas son esenciales para comprender nuestras emociones y sólo podemos tener mejoras reales y profundas si atendemos a los Aspectos Alimentarios y de Estilo de Vida, aspectos que condicionan grandemente nuestra biología.

Más información sobre consultas y cursos de macrobiótica:

TLF: 638  893 371

CEREALES Y GRANOS INTEGRALES SIN GLUTEN

 

La celiaquía, las alergias al trigo y la intolerancia gluten han incrementado notablemente hoy día. Muchas personas, en vez de consumir los desvitalizados productos sin gluten a base de harinas refinadas y que además contienen azúcar optan por tomar cereales integrales libres de gluten. Los cereales refinados tienden a causar inflamación en el cuerpo, la cual puede llevar a toda clase de problemas de salud. Si llevas una dieta libre de gluten, pero sigues comiendo alimentos procesados y refinados te desmineralizarás y el aporte de energía vibracional será bajo.

Aquí tienes 10 cereales integrales y sin gluten que puedes incorporar en tu alimentación cotidiana para conseguir un nivel más óptimo de energía y mantenerte saludable.

  1. Arroz integral: De grano redondo o largo, en sus variedades Jazmín o Basmatti (muy aromáticos los dos). Los puedes usar para elaborar postres como el arroz con leche o tartas de crema de arroz. Con el arroz glutinoso o dulce se elabora el mochi, muy indicado para fortalecer el organismo.También puedes recurrir a sus derivados como los copos de arroz, la harina de arroz o el arroz inflado y tomar de vez en cuando natillas de arroz o leche de arroz.
  2.  Arroz salvaje: Lo puedes mezclar con cualquier variedad de arroz integral para elaborar deliciosos risottos, ensaladas de arroz o melosos de arroz.
  3. Maíz. ¡Sí, el maíz es un cereal integral! Asegúrate que no sea transgénico. Puedes tomarlo en mazorca, hervido o a la brasa o usarlo para hacer palomitas. Con la harina de maíz se pueden hacer bases para pizza y galletas.
  4. Amaranto. Este grano  que no es propiamente un cereal pues pertenece a la familia de las amantaceas, crece en Perú y en las regiones altas de Ecuador, Bolivia y Argentina. Es rico en calcio, hierro y vitamina C. queda delicioso en sopas.
  5. Trigo sarraceno: Tampoco es un cereal sino una poligonácea. contiene elevadas cantidades de zinc, potasio cobre, manganeso y proteínas. En las regiones mediterráneas se puede tomar en ensalada con verduras escaldadas ya que así es menos yang. Con el trigo sarraceno se elaboran las pastas orientales denominadas soba, deliciosas en caldo dashi con tempura de verduras por encima. Además, con la harina del trigio sarraceno puedes hacer deliciosas crèpes dulces o saladas que son un plato típico de la Bretaña francesa.
  6. Quinoa. Alto en proteínas este pseudo-cereal es muy consumido en américa Latina.
  7. Mijo: destaca por su contenido en vitaminas B, B9, B6, B2, B3, fósforo, magnesio, hierro y cinc. Es muy dúctil a la hora de cocina y admite tanto sabores dulces como salados. También es muy maleable pudiéndose usar para hacer bases de pizza o croquetas.
  8. Teff. Es ideal para combinar con otros cereales para hacer pan, pasteles, galletas y barras nutricionales..

©Artículo escrito por Agnès Pérez . Todos los derechos reservados. Lo puedes compartir desde esta web. Si deseas difundirlo en otra web o revista, ponte en contacto conmigo.

Más información sobre consultas y cursos de macrobiótica:

agnesmacrobiotica@gmail.com

Tlf: 638 893 371.

EL HÍGADO Y LA DEPRESIÓN


El hígado juega un papel importante como intermediario para el mantenimiento de la homeostasis y del equilibrio interno. Todos los nutrientes que vienen del tracto intestinal (exceptuando una amplia proporción de grasas) van al hígado, donde son procesados antes de ser liberados en el torrente sanguíneo. Si está funcionando bien, puede allanar las sacudidas de la absorción y asegurar el que la sangre está abastecida con un buen flujo de sangre y con otros nutrientes. Esto, a su vez, asegura el que las suprarrenales y el sistema nervioso no tengan que hacer frente a emergencias internas creadas por tener o no tener demasiado o demasiado poco de esto o aquello. El hígado, entonces, sirve para proveer un medio interno constante en el que el sistema nervioso puede funcionar, y si hace su trabajo como toca, contribuye en gran medida a la auto-capacidad para mantener el sentido de la ecuanimidad, calma y mente pacífica.

Por supuesto, tal y como hemos visto antes, el hígado hace más que todo esto. Es también responsable de filtrar la sangre y eliminar cualquier deshecho, contaminante o toxina que podrían dañar las células a través del cuerpo o de interferir con sus funciones. Por ejemplo, elimina pesticidas, insecticidas y otros materiales tóxicos que podrían ser absorbidos con los alimentos, a la vez que muchos metabolitos que son creados por el mismo cuerpo.

Si el hígado no está funcionando correctamente y falla al hacer su trabajo tal y como debería, muchos de estos materiales tóxicos pasan a la sangre y circulan  a través del cuerpo. Esto puede causar tanto pesadez, malestar y dolor, como un suministro incontrolado de nutrientes. Esto es particularmente importante debido a los efectos que puede tener sobre el sistema nervioso, pudiendo crear un sentimiento de apatía, aletargamiento y a menudo depresión.

De hecho, algunos autores han sugerido que una de las principales causas de la depresión pueda ser un  mal funcionamiento del hígado. Si se concede la debida atención a la liberación de estrés del hígado y se lleva cuidado de no sobrecargarlo, dándole permiso para que recobre su capacidad natural, los síntomas de depresión van desapareciendo.

Lo primero y más importante es regular la dieta para no forzar al hígado a hacer frente a todo lo que el tracto intestinal absorbe y es llevado por él a la vena porta. Si hay grandísimas cantidades de nutrientes, como los que resultan de una sobre-alimentación o de comer alimentos muy refinados que se absorben demasiado rápido en un modo en que muchos de ellos no son útiles y deben eliminarse, o si hay grandes cantidades de químicos resultantes de comer alimentos contaminados con insecticidas, herbicidas u otros químicos; entonces, el trabajo del hígado se multiplica por dos, por tres, y aún por cuatro. En este caso no se puede regenerar e inevitablemente se agota.

Comer demasiado hace trabajar demasiado al hígado. Y el hígado, al sobrecargarse empieza a funcionar pobremente y su influencia moduladora de la nutrición se pierde. Entonces, queda comprometida nuestra capacidad de recibir un flujo de energía constante que proviene de los alimentos. Puede ser inundado a veces por nutrientes con los que el hígado no se puede desenvolver y que entran directamente en el torrente sanguíneo, mientras que entre las comidas es deficiente hasta que las reservas del hígado no son adecuadas para llenar el vacío entre las comidas. Está, entonces, a veces lleno y a veces hambriento. Además está constantemente intoxicado por contaminantes internos que el hígado no está desechando. Se empieza a tener un sentimiento de incertidumbre, de no ser capaz de “creer en mi hígado”. Las emociones de  irritabilidad y sospecha resultantes  son proyectadas en la vida cotidiana y empiezan a ser características de la personalidad. El paciente de hígado puede desgastarse, debido a una absorción pobre de las proteínas; o puede volverse obeso debido a una sobre-absorción de azúcares, o puede mostrar una combinación de ambas posibilidades con músculos débiles y órganos insanos con un exceso de tejidos grasos. Podrá comer en demasía o comer demasiado poco, a menudo alternando entre las dos posibilidades. En ambos casos ha perdido su conexión con los signos que le harán saber cuando necesita alimento y cuando tiene suficiente. La relación realista que ha de existir entre la mente y el cuerpo, entre las señales fisiológicas internas y las respuestas fisiológicas, entre el tracto intestinal y el hígado aportando energía y equilibrio mental se ha perdido.

Queda claro, pues, que el hígado es un eslabón muy importante entre la alimentación y la mente, que sirve de intermediario en la interacción de ambas en muchos casos. En realidad se le podría implicar aún en otro misterio relacionado con esta interacción: de acuerdo con las enseñanzas de la medicina tradicional en Oriente, el hígado se ve afectado por las preocupaciones y por la “rumiación” mental . En términos utilizados por la teoría Ayurvédica, una obsesiva concentración de energía en el campo del intelecto lleva el plexo solar y el sistema digestivo a la negligencia (al abandono) y a la deficiencia. La persona sana está igualmente capacitada para estar alerta y para la actividad mental como para tener la flexibilidad de relajarse y darle permiso a su cuerpo para digerir su alimento y llevar a cabo sus procesos de eliminación. Cuando se está demasiado rígido y preocupado para que esto suceda, entonces, la activación de las enzimas digestivas y el suave funcionamiento del eje duodenal con sus órganos adjuntos, el hígado, el páncreas, etc…disminuye y se desequilibra aún más. El hígado se comporta como el elemento más fuerte de una digestión pobremente regulada y empieza a debilitarse gradualmente.

Cuando el fuego digestivo o pitta está correctamente regulado, se dice que la energía fluye constantemente y consistentemente del plexo solar, dándole a uno una sensación de vitalidad y bienestar. Cuando esto falla, los órganos accesorios de regulación que deberían ser normalmente empujados a desempeñar actividades extras sólo pueden dedicarse a la absorción en situaciones de emergencia. Las suprarrenales, tal y como hemos visto, pueden activarse respondiendo a tal emergencia, contribuyendo a menudo a un estado de tensión y ansiedad crónicas. La tiroides puede también entrar en este juego, y cuando se vuelve hiperactiva, se experimenta otra clase de nerviosismo y exhaustión.

©Artículo traducido por Agnès Pérez de “Diet and Nutrition” (Rudolph Ballentine). Todos los derechos reservados. Lo puedes compartir desde esta web. Si deseas difundirlo en otra web o revista, ponte en contacto conmigo.

Más información sobre consultas y cursos de macrobiótica:

agnesmacrobiotica@gmail.com

Tlf: 638 893 371.

EFECTOS DE LOS ALIMENTOS EN LA SEXUALIDAD

 

 

La relación entre los alimentos y la sexualidad es generalizada e íntima. En cierto sentido la relación sexual supone la incorporación o el consumo de la energía de la pareja; así que mejor intercambiar energía y fluidos con personas positivas. Cuando comemos también incorporamos una entidad y energía del exterior.

El alimento está relacionado con la sexualidad en diferentes planos:

– plano sensorial: tacto, color, sabor y contenido de humedad de los alimentos

– plano romántico, sentimental: definido por el entorno o atmósfera y por los recuerdos

– plano químico: elementos nutritivos y otras sustancias químicas de los alimentos que tienen efecto sobre el sistema hormonal y reproductor (P.e:: el cinc, alimentos que estimulan las suprarrenales como el ginseng, el ácido fólico y la B12 que activan la producción de histaminas –sustancia que hay en la sangre o linfa relacionada con el orgasmo, alimentos que enfrían e inhiben la sexualidad, etc.)

– plano social: alimentos a los cuales las creencias, ritos y costumbres sociales han dado propiedades de ser preparatorios para, intensificadores o inhibidores de la actividad sexual

– plano energético: alimentos que relajan o tensan, dilatan o contraen el cuerpo. La relación sexual es un intercambio de energías, un delicado equilibrio entre las fuerzas contractivas y expansivas. En un sentido amplio, la masculinidad encarna la expansividad, debido a sus órganos sexuales externos y a su manera de actuar en el mundo. Lo femenino encarna la contractilidad, con sus órganos sexuales internos. Sin embargo,, durante el acto sexual, tanto lo masculino como lo femenino manifiestan expansión y contracción y ambos secretan pequeñas cantidades de hormonas del sexo opuesto. Debido a sus propiedades expansivas (yin) y contractivas (yang), los alimentos influyen en la sexualidad.

No es casualidad que algunas mezclas clásicas del romance combinen los extremos de la contractilidad y de la expansividad, por templo: champagne (expansivo) con caviar (contractivo), cerveza con ostras… tomando esto en consideración, podemos ver el papel de los afrodisiacos bajo una nueva luz: un afrodisiaco es una sustancia que expande y relaja a una persona que está demasiado tensa sexualmente o que contrae y da fuerzas a una persona que está demasiado dispersa o distraída.

El efecto de un alimento, bebida o hierba varía según la situación de cada persona, de manera que la eficacia de los “afrodisiacos” no es universal ni se puede probar en general. Depende de la dieta habitual. Si hay demasiada fuerza expansiva o demasiada fuerza contractiva, la energía sexual se frustra. Por ejemplo, el alcohol “expansivos de la mente”, si se toma en pequeñas y precisas cantidades puede contribuir a soltar y a expandir a una persona que está demasiado tensa, pero en grandes dosis o si no hay suficiente contracción en la persona, genera tanta expansión que se pierde el poder de la contracción y con el la tensión necesaria para llegar al orgasmo. Otro ejemplo de expansión excesiva sería una cena vegetariana condimentada con curry, más yogur, un helado, tres cervezas y vino…algo de ninguna manera conducente a una noche de amor. A la inversa, la carne y los huevos pueden poner a punto a una persona cuya energía está disipada y descentrada. Pero como componentes principales y habituales de la dieta, pueden provocar tensión e incapacidad para relajarse (entonces necesita de dos copas para recomponerse).

– El alimento puede funcionar en ambos sentidos y a veces puede ser necesario también calmar un ímpetu excesivo derivado de la obsesión por el sexo. Para esto van bien alimentos que enfrían como los cítricos, los pepinos, el tofu, ensaladas crudas y postres de frutas cocinadas.

Efectos del vegetarianismo/ macrobiótica en la sexualidad:

El interés por el sexo puede verse reducido o en algunos casos eliminado por una dieta totalmente vegetariana (basada en fruta, verdura, lácteos…) hecho que resulta muy útil a las personas que quieren practicar el celibato. Una dieta macrobiótica con suficientes alimentos contractivos como los cereales integrales, algunos condimentos como el miso y algo de pescado puede prolongar la capacidad, la resistencia y aumentar la sensibilidad.

La proteína de origen animal favorece una mayor producción de secreciones sexuales (semen y lubricantes vaginales) de manera que grandes cantidades de carne diarias podrían provocar la necesidad de una liberación orgásmica más frecuente. Por tanto, un régimen vegetariano o semi-vegetariano prolongaría la capacidad porque habría menos estímulo para secreciones frecuentes. Así pues, tenemos la capacidad de elegir la calidad de nuestras relaciones sexuales: frecuentes durante poco tiempo o duraderas e intensas, según escojamos ser carnívoros o vegetarianos.

Efectos del azúcar y de los productos lácteos:

De todos los alimentos que pueden crear problemas ya sea en el acto sexual propiamente dicho o en la salud de los órganos reproductores, los dos mayores culpables son el azúcar refinado y los productos lácteos procesados.

Existen pruebas de que un elevado consumo de alimentos azucarados (al igual que las drogas) puede llevar no solo a la impotencia y eyaculación precoz sino también a actitudes y expectativas ilusorias, deseos apremiantes, fantasías extrañas e incluso delitos de violencia sexual (la gran mayoría de los criminales cometen violencia en estado hipoglucémico).

Uno de los factores dietéticos que influyen en los problemas de reproducción femenina son los productos lácteos. Por lo menos se ha comprobado tras años de consultas que las pacientes con problemas graves, quistes, tumores, secreciones e infecciones vaginales tomaban gran cantidad de lácteos. Cualquier problema de acumulación de grasas en los órganos reproductores sea en la mujer o en el hombre obstacularizará la vitalidad e influirá en la calidad del disfrute de la relación sexual.

Han de ser diferentes los alimentos para hombres que para mujeres?

Mucha importancia se ha dado últimamente al aspecto que hombres y mujeres son iguales. Pero también son diferentes biológicamente y en la forma de metabolizar los alimentos esto influye. En los lugares de trabajo y a otros niveles es conveniente esta igualdad, pero en las relaciones de pareja es conveniente mantener la polaridad (en las relaciones homosexuales también siempre hay una persona más yin y otra más yang, así es la energía: atrae a su opuesto complementario). Por lo tanto en lugar de comer los dos igual, haría muy bien a una pareja permitirse variantes en la dieta de cada uno. Según la tradición japonesa, los hombres han de comer más proteína de origen animal y las mujeres más verduras, y si comparten la misma comida, las raciones de él han de ser más abundantes. Estas costumbres no son realmente una expresión de sexismo y si las consideramos desde el punto de vista de la biología, adquieren mucho sentido y evidentemente dependen de la condición de cada persona, sea hombre o mujer.

Así, el cocinero o cocinera de la casa no ha de preocuparse y ha de dejar que cada cual siga sus preferencias dietéticas ya que éstas son solo la expresión de diferencias metabólicas muy reales.

Más información sobre consultas y cursos de macrobiótica:

agnesmacrobiotica@gmail.com

Tlf: 638 893 371.

*Artículo basado en “El poder curativo de los alimentos” de Anne Marie Colbin.

CÓMO Y CUANDO CAMBIAR NUESTRA ALIMENTACIÓN SEGÚN EL YIN/YANG

 

TODO CAMBIA.

Todas las manifestaciones del Universo están en constante cambio y resistirse a los cambios que naturalmente nos aporta la vida deriva en estancamiento y a veces, en enfermedad.

Por que es natural el cambio y cada persona se encuentra en un determinado punto de la espiral de su proceso personal, la nutrición despliega un amplio abanico de corrientes alimenticias como son la dieta mediterránea, el vegetarianismo, la macrobiótica, el crudivorismo, el higienismo, el vegetarianismo, la paleo-dieta,  y un largo etc aptas para cada condición y momento personal durante un determinado periodo de tiempo.

Ésta es una de las razones por las que es positivo no idolatrar ninguna dieta en concreto ni adoptar una postura rígida acerca de lo que es mejor, ya que lo mejor es lo que nos conviene en cada momento para evolucionar y caminar hacia el pleno desarrollo de nuestro potencial humano..

Puede que los y las que están en el proceso más puristas vegano, crudívoro o macrobiótico se ofendan a veces por la aparición de ciertos alimentos proscritos por su dieta, ideología, creencias o contrarios a sus necesidades personales en ciertas webs o blogs. Al respecto, opino que lo que le sienta bien a una persona en un determinado momento de su vida puede no sentarle tan bien a otra persona distinta. De hecho, no creo que una determina corriente alimenticia sea “la mejor”, ni en las dietas milagro, ni en las que prometen curación ya que en la curación influyen numerosos factores a parte de la dieta (que es muy importante, sí, pero no suficiente en la mayoría de los casos). Esto no significa que los alimentos estén desprovistos de propiedades “medicinales”, beneficiosas. Tampoco significa que no se tenga que ser estricta en un momento dado para conseguir un determinado objetivo de salud o de desarrollo personal.

No hay alimentos naturales y ecológicos nocivos, pero sí un alimento u otro tiene efectos diferentes en cada persona según su condición de salud y según se combinan con otros alimentos.

Así, los tomates, en la dieta mediterránea aportan vitamina C, refrescan (calman y limpian el exceso de calor en el hígado), son sabrosos y pueden ser un ingrediente adecuado para reducir acumulaciones de grasa en el cuerpo para una persona que no tenga problemas de huesos (se sabe que sus hojas son tóxicas y provocan artritis, y que los frutos contribuyen a crear rigidez en articulaciones y músculos), enfermedades degenerativas, tendencia a crear calcificaciones (depósitos de calcio en órganos, arterias, etc.) o problemas de acidez. Y al igual que los tomates, el resto de los alimentos sin procesar tienen sus características propias, aconsejables o no según cada persona y momento.

A mi parecer, nada es inamovible o igual para toda la vida y lo que puede estar llevando una persona a decantarse por una dieta u otra en un determinado momento, depende de cual es su condición o estado energético. Así, las personas muy yin querrán yanguizarse, y las personas muy yang, sentirán la necesidad de yinizarse.

El tipo correcto de alimentación es aquel que nos permite alcanzar nuestro máximo potencial de salud, ser todo lo sanos que nos permiten nuestros genes y constitución. Nos ayudará a ser lo más y mejor que podamos ser; no nos obstaculizará el desarrollo, pero no nos hará ser más de lo que podemos ser. El tipo equivocado de alimento hará el papel de dique o represa, desviando el crecimiento y frustrando nuestro desarrollo. En otras palabras, será activo en crearnos problemas y “nos hará enfermizos.”

Al efectuar cambios en la dieta hemos de tener claro que dentro de cualquier corriente alimenticia también van a haber cambios y reajustes periódicos en la forma de comer según van cambiando nuestras circunstancias personales y nuestra condición. Y ante cualquier dolencia o cualquier enfermedad, es positivo plantearse qué reajustes y cambios en el estilo de vida, pensamientos, creencias, actitudes, y por supuesto en la alimentación y disciplinas físicas se han de llevar a cabo.

A qué dieta cambiar?

1. Si demasiado yin

1.1- a causa de alimentos crudos, zumos: yanguízate con cereales integrales, legumbres, verduras. Toma sopas de miso.

1.2- a causa de azúcar refinado, alcohol o drogas: yanguízate tomando mucha verdura, algo de cereales, legumbres y proteínas. Evita el exceso de sal. Toma algo de umeboshi.

1.3- si has seguido una dieta vegana estricta durante mucho tiempo y te sientes cansada o con poca vitalidad: incorpora algo de pescado, toma más salteados.

1.4- si has seguido una dieta crudívora y sientes frio y debilidad: hazte amiga del hornillo y empieza a tomar guisos con legumbres o seitán, comida “de la mamá” (sustanciosa y nutritiva)

2. Si demasiado yang

2.1- a causa de carne, huevos, embutidos: adopta una alimentación vegetariana o vegana

2.2- por una dieta macrobiótica estricta (contractiva) mucha sal o grasa: yinízate con ensaladas, algún zumo, más fruta cruda y flexibilízate con ejercicio físico suave y lúdico.

Cómo desarrollar la intuición que nos guía en los cambios

Documentarse sobre nutrición, conociendo la energética de la alimentación, y observar los efectos de los alimentos en el propio organismo es un primer paso. Todo el mundo puede saber si algo le sienta bien o mal.

Cuanto más natural e integral sea lo que comemos, menos necesidad de tomar productos no naturales tendremos, e incluso, cuando el organismo está limpio, si algún día nos metemos en la boca algo con químicos, colorantes u otros, lo notaremos enseguida y lo rechazaremos sin esfuerzo. Nuestra vida se encauzará entonces hacia ambientes libres de tóxicos

Ante todo hay que aprender a distinguir lo que necesitamos realmente y lo que pueden ser antojos. Observando hacia qué tipo de extremos nos sentimos atraídos, podremos conocer más acerca de nuestra condición interna (contraída, tensa, rígida o al contrario dispersa, laxa, con poca voluntad…) y recurrir tanto a la alimentación como a otras herramientas para re-equilibrarnos.

Practicar la observación no es difícil. Basta con buscar un momento cada día (o varios momentitos a lo largo del día) para sentarnos y sentirnos. Entonces nos podemos preguntar: “¿Es esto o aquello adecuado para mi ahora?” Y la información viene, clara y directa.

Responsabilizarnos de nuestra propia alimentación, cocinar al menos una vez al día y sobretodo comer con gozo, deleite y evitando culpabilidades es fundamental. Si no existen libertad de elección, flexibilidad mental y paz emocional a la hora de comer, no sirve de nada tomar alimentos puros y ecológicos ya que la rigidez, el miedo y la culpabilidad son altamente tóxicos.

¡¡Buen provecho!!

©Artículo escrito por Agnès Pérez. Todos los derechos reservados. Lo puedes compartir desde esta web. Si deseas difundirlo en otra web o revista, ponte en contacto conmigo.

Más información sobre consultas y cursos de macrobiótica:

agnesmacrobiotica@gmail.com

Tlf: 638 893 371.

 

La alimentación en las migrañas o dolores de cabeza.

vegetariano

Los síntomas y la etiología (causa) de las migrañas son diversos y variables de una persona a otra y abarcan tanto el plano físico como el plano emocional. Las consideraciones a continuación son muy generales y basadas exclusivamente en la alimentación pero pueden ser de mucha utilidad. Como en cualquier otro desajuste o patología, la auto-observación es muy importante para extraer de ella los datos que nos orientarán para afinar en su erradicación.
En macrobiótica se determina cuál es el grupo de alimentos que los causa según su localización.

Hay 4 tipos:

1. En el dorso de la cabeza: puede estar causado por tomar alimentos yang fuertes (huevos, embutidos, queso curado, carnes rojas…) o en particular surgen cuando la persona deja de tomar alimentos o sustancias yin fuertes como café, drogas o azúcar blanco. La naturaleza del dolor es más persistente, agobiadora y no palpitante. El dolor tiende a empeorar en entornos fríos.

2. En la frente: puede estar causado por consumir azúcar, zumos de fruta industriales, píldoras anticonceptivas, algunos medicamentos, miel, chocolate, vino, etc (todos productos extremadamente yin). El dolor tiene una naturaleza distinta del que surge en la parte trasera de la cabeza: puede ser típicamente palpitante, o agudo, constante o explosivo. Desmejora en un entorno caluroso.

3. Dolor en el costado de la cabeza: causado por el consumo excesivo de alimentos grasos y aceitosos u otros que provocan desórdenes en las funciones del hígado y vesícula biliar. El dolor es usualmente sordo y a veces agudo.

4. Dolor profundo e interior: tiene por causa el consumo en exceso de alimentos de origen animal, en especial carnes saladas, huevos, caviar y pescado salado. Usualmente es un dolor condensado que presiona en la profundidad del cerebro.

Sugerencia: prueba durante 4 meses eliminar todos los alimentos extremos citados anteriormente de tu dieta y hacer una dieta macrobiótica estándar a base de sopas de miso y cremas de verduras, cereales integrales, legumbres, verduras y hortalizas de cultivo ecológico local y de la estación, algas marinas, semillas, frutas de temporada, aceites vírgenes de primera presión en frío, añadiendo remedios caseros macrobióticos apropiados para tu condición. Consulta con un/a especialista macrobiótico. Hoy día los hay cerca de casi todos los lugares del mundo. Vale la pena dedicarle un tiempo a un asesoramiento individual.

REMEDIOS MACROBIÓTICOS PARA LAS MIGRAÑAS:

Remedios macrobióticos según el tipo de dolor de cabeza:

1–      En el dorso de la cabeza:

1-1. Bancha con tamari

1-2. Ume-sho.bancha

1-3. Gomasio

1-4. Té de kuzu

1-5. Café de cereales

1-6. Emplasto de tofu

2-      En la frente

2-1. Zumo de manzana

2-2. Zumo de naranja

2-3. Ame-kuzu

2-4. Concentrado de umeboshi

2-5. Aplicar un paño caliente en la zona

3-      En los costados

3-0. Bebida de daikon rallado con tamari

3-1. Bebida de daikon seco

3-2. Ame-kuzu

3-3. Sopa de miso con cebolla o cebollino

4-      Profundo al interior

4-1. Comer una manzana al horno

4-2. Zumo de manzana caliente

4-3. Agua caliente mezclada con una cucharadita de vinagre de arroz o una cucharadita de melaza de arroz,

Las indicaciones terapéuticas de estos remedios no tienen intención de sustituir ninguna medicación ni los consejos de facultativos médicos pero pueden ser muy beneficiosos si se emplean junto a una dieta adecuada. Consulta con un profesional de la salud si estás siguiendo algún tratamiento antes de ponerlos en práctica.

Agradecimientos sinceros a Michio Kushi por estas enseñanzas.

Más información sobre consultas y cursos de macrobiótica:

TLF: 638  893 371

 

 

Cómo dejar el café sin síndrome de abstinencia

EL CAFÉ: ¿UNA ADICCIÓN MACROBIÓTICA?

Cuando empecé a dar mis primeros pasos entre adultos macrobióticos me sorprendió su especial atracción hacia el tabaco y la tacita de café de después de comer (y en algunos, la de la mañana también). Yo misma, como buena universitaria, me había dopado con él durante las épocas de exámenes y algunos fines de semana de transnocheo para poder resistir hasta altas horas de la mañana estudiando o divirtiéndome con mis amitades. Durante los exámenes de final de carrera, acabé hecha polvo del estómago y taquicárdica, y juré no volver a oler una sola taza de café ni a tomarme una coca-cola más en mi vida. Y así ha sido, y así empezaron mis primeros “boikots” a ciertas sustancias legales y socialmente aceptadas, pero éticamente inadmisibles, tanto por el bien de la salud como por dejar de contribuir con indústrias esclavistas e hipócritas.

Así que, pregunté a mis formadores macrobióticos cómo es que lo tomaban preconizando un estilo de vida saludable y pacífico y la contestación fue que “en pequeñas cantidades, ayuda a hablar, y nosotros damos clases y consultas y tenemos que hablar mucho…”

“Bueno”, me dije, “si creen que no les sienta mal…”

El problema se da cuando el café o cualquier otra sustancia crea adicción e impide que las personas funcionen de manera óptima sin su consumo, o cuando tomarlo desestabiliza el organismo, creando síntomas relacionados con las malas digestiones, dolores de cabeza o insomnio.

En palabras tomadas prestadas de George Ohsawa, el café esclaviza. La adicción a este estimulante cotidiano es deshonesta y contraproductiva al verdadero cuidado de nuestra salud. Para un placer ocasional, no es un problema. Si se toma como una medicación diaria es cuando esto se convierte en un problema.

Si queremos coherencia entre los actos y lo que se aconseja a los demás, debido a la explotación que padecen sus recolectores, en caso de no querer dejar de consumirlo, al menos sería positivo comprarlo de comercio justo y ecológico.

 

ETIMOLOGIA Y PRODUCCIÓN DEL CAFÉ

La palabra “café” proviene del término turco qahve, a su vez, procedente del árabe, qahwa, a través del italiano. El término árabe sería una abreviación de la expresión qahhwat al-bun o vino de la habichuela. Un posible origen de la palabra se encontraría en el Reino de Kaffa en Etiopía, de donde procedería la planta del café; su nombre allí es bunn o bunna(1).

Él café es producido, principalmente, por países considerados parte del tercer mundo. Unos 100 millones de personas viven del café. La mayoría son jornaleros o pequeños campesinos que cultivan sus parcelas. Cuando caen los precios del café, los pequeños propietarios deben aumentar el área dedicada a este cultivo en detrimento de los productos para el autoconsumo. Los jornaleros deben andar varios kilómetros para llegar hasta las plantaciones y cargar los sacos de café de vuelta(2)

El café proviene de los frutos y semillas del cafeto y contiene una sustancia estimulante llamada cafeína. Pertenece a las drogas llamadas xantinas que son estimulantes del sistema nervioso central :

•Disminuye la sensación de fatiga y somnolencia.

•Aumenta la capacidad de procesamiento mental.

•Aumenta el riego coronario y ejerce una acción vasodilatadora.

•Estimula la secreción ácida del estómago.

•Tiene un marcado efecto diurético.

Se le atribuyen propiedades beneficiosas para la salud tomado en catidades adecuadas. ¿Cómo va a ser malo si en cada esquina de este país hay un bar, cafetería o Starsbuck?

Es interesante saber que la rapidez con la que el cuerpo absorbe la cafeína es muy variable en función de la persona. De media, nuestro organismo absorbe la cafeína en un plazo de 3 horas aproximadamente pero este margen puede variar en función del consumo de alcohol, la toma de anticonceptivos o el embarazo.

La cafeína estimula las glandulas suprarrenales, aumentando el azucar en sangre y obligando a la necesidad de más insulina. En España se consumen al año entre 200 y 300 millones de toneladas para menos de 50 millones de habitantes, acompañado de azúcar refinado la gran mayoría de las veces.

¿SON LAS OJERAS NEGRAS UN INDICADOR DE TENSIÓN EN LAS SUPRARRENALES?

Tarde o temprano, los órganos que más sufren a  causa del consumo de cafeína son las glándulas suprarrenales. El agotamiento crónico suprarrenal es prácticamente epidémico.

La adrenalina es responsable de la explosión de ganancia de energía y en individuos compasivos, de la capacidad de rescatar instintivamente a la gente accidentada levantando coches. La adrenalina es el origen de nuestra respuesta “de lucha o huída”.

Supuestamente, esta respuesta permitió a nuestros antepasados prehistóricos escaparse de depredadores dentados.

Cuando continuamente estimulamos nuestras glándulas suprarrenales para producir esta descarga de adrenalina, ocasionamos su deficiencia en nuestros cuerpos y hacemos que la glucemia sea irregular.

Es pues importante recordar que la cafeína no proporciona únicamente un estímulo químico de energía .

En el diagnóstico emitido por especialistas en medicina oriental, se ha dicho que el tejido delgado que hay bajo los ojos, el área que de manera informal llamamos “ojeras”,  se relaciona con los riñones y las adrenales.

Las esquinas interiores  de los ojos se hacen más oscuras. A veces, esto es asociado con una falta de sueño, cosa que tiene sentido, porque los órganos que sufren más de la irregularidad de sueño son las glándulas suprarrenales.

Ralph T. Golán explica:

” La cafeína fuerza vuestras glándulas a secretar hormonas cuando ellas ya no tienen mucho más para dar, y tienen que seguir trabajando cada vez más y más profundamente, haciendo que cada vez se cansen más, y con el tiempo, agotan su capacidad de funcionamiento. Y durante este proceso, se toma cada vez más café para conseguir o mantener el efecto deseado. Algunas personas alcanzan el punto de beber media docena o más de tazas del café para conseguir el mismo resultado y esto apenas las mantiene despiertas. A esto se le denomina agotamiento severo suprarrenal. ”

La investigación conducida por el departamento de psiquiatría y ciencias conductuales en Johns Hopkins, una escuela de universitaria de medicina revela que el consumo moderado de cafeína (algo así como una taza diaria) inmediatamente puede producir síndromes de abstinencia. ”

Esto es porque la cafeína es esencialmente, una droga. A pesar de su cuestionable inclusión en las adoradas pastillas de chocolate, el chocolate caliente, las bebidas estimulantes (como la Red Bull), los refrescos populares y las colas, la presencia de la cafeína es omnipresente.(3)

EL SÍNDOME DE ABSTINENCIA

Mucha gente se ha convertido en adicta a la cafeína en el sentido de no poder dejar de tomarla o seguir tomándola pese a arriesgar su salud física o psíquica, solo para evitar el síndrome de abstinencia. Las personas que se plantean una dieta más saludable y dejan de tomarlo, a menudo lo experimentan los primeros días.

El síndrome de abstinencia del café ha sido probado mediante varios rigurosos estudios de doble ciego. De hecho ha sido incluido como diagnostico oficial en ICD-10 (Organización Mundial de la Salud) y se ha propuesto como diagnostico a la Asociación Estadounidense de Psiquiatría. Aunque los estudios se han realizado con adultos, también se han dado casos en niños.

Los síntomas típicos del síndrome de abstinencia son:

Dolor de cabeza de diferentes grados

Fatiga, adormecimiento

Dificultad para concentrarse

Dificultad para trabajar

Irritabilidad

Depresión

Ansiedad

Síntomas de resfriado, como pueden ser: nauseas y vómitos, dolor o rigidez muscular, calor y frío…

Deterioro psicomotor, de la alerta y del rendimiento cognitivo

Se han dado casos de adicción al café con dosis diarias tan bajas de cafeína como 100mg/día (equivalente a una taza o dos latas de refresco cafeinado). También se han dado casos de síndrome de abstinencia al dejar de tomar una consumición diaria y regular de cafeína (por ejemplo un café todas las mañanas). Durante la abstinencia, pequeñas dosis de cafeína (ej: 25mg) pueden suprimir parcialmente los síntomas del síndrome de abstinencia.

CÓMO DESENGANCHARSE DEL CAFÉ SIN PASAR EL “MONO”

1- Hay dos maneras de hacer esto:

a) Eliminando toda la cafeína inmediatamente y asegurándote que puedes pedir la baja en el trabajo por un par de días para tratar los dolores de cabeza, el letargo y la depresión que se dan en muchos casos.

b) Por el método de Eliminación Gradual: Esto requiere estar un poco más implicado, pero si trabaja por este método puedes evitar la mayor parte de los efectos segundarios de la adicción a la cafeína.

Digamos que bebes aproximadamente 2 tazas de café diariamente. En este caso, lo mejor es reducir la cafeína gradualmente, lo cual ayudará a hacer esta transición con menos drama, dolor y fatiga.

Primero se trata de reducir 1/3 menos la cantidad de cafeína que has estado tomando, durante 2 a 3 momentos del día.

.La clave está en reducir muy gradualmente la cntidad de café de cada toma y mientras tanto asegurarse de que se consiguen minerales, comiendo con regularidad y haciendo algún ejercicio diario.

2- Come con frecuencia.

Una de las cosas más importantes a recordar es la relación de la cafeína con el índice glucémico. Por lo tanto, es importante encontrar otros modos de regular tus niveles de azúcar. No comer durante períodos largos de tiempo lleva tu glucemia a niveles alarmantemente bajos. En este punto, el ansia por la cafeína es prácticamente una cuestión de supervivencia. Uno de los mejores modos de asegurar el equilibrio glucémico es comiendo con frecuencia. Esto también puede ser una estrategia para reducir las ansias de dulces y el impulso de comer en exceso.

3-  Come alimentos integrales diariamente.

El grano entero, cocinado con agua y un pellizco de sal marina, comido con una pequeña cantidad de verduras , ayuda a normalizar la función de los intestinos, la glucemia y la necesidad del hidratos de carbono complejos. Esto podría ascender a 3/4 de una taza de copos para el desayuno y a 1/2 la taza de arroz integral para la cena. Por grano entero, me refiero al arroz integral, la avena, la cebada, quinoa, el mijo, etc.

4. Asegúrate de dormir suficientemente.

El reclamo, ” el sueño es un síntoma de privación de cafeína”, para algun@s, tristemente, puede ser verdadero. Nuestros ancestros vieron que “una hora de sueño antes de la medianoche vale por dos después” l da algún sentido al ciclo de los ritmos circadianos y a la relación que tienen con la liberación de melatonina, que ocurre después de la 1h00 en el cuerpo humano. El sueño adecuado es la primera línea de defensa en el refuerzo del sistema inmunológico. Entonces, el cuerpo aprende a depender de menos estimulantes, y puede restaurar su energía natural.

El descanso ayudará a acelerar este proceso. Si además evitas ir al cuarto de baño durante la noche, asegurándote de no tomar sopa, té o cualquier cantidad de líquidos abundantes con la cena y no acostarte durante 3 horas desde el final de la cena, esto permitirá que tu cuerpo descanse sin perturbar el sueño

5. Mantente Activo.

Haz ejercicio: paseo enérgico, bici, excursiones, footing…

El ejercicio diario también ayudará a mover la sangre del riñón y a eliminar toxinas.

El ejercicio diario refuerza la voluntad.

6. Acostúmbrate a la  tranquilidad .

Esto puede parecerte extraño, pero una de las primeras cosas que notarás cuando eliminas la cafeína es que tienes más energía, aunque te sientes más tranquilo.

Correr a todas partes llevando al límite tu energía no siempre significa que consigas hacer todo lo que te has propuesto. Podría aparecer que corres a todas partes y consigues muchas cosas, pero a menudo se confunde la actividad con la productividad. Podemos tener mucha energía, pero también podemos estar tan dispersos que cuando realmente se suman las cosas hechas, no hay las que debería de haber ya que no se ha empleado el tiempo a fondo, o porque la energía empleada podría ser demasiado caótica.

7. Sustituye el ritual, sustituye la bebida

Nuestras vidas contienen los hilos constantes de rituales varios: el sábado o el domingo desayuno en la terraza con el periódico, el domingo por la mañana, una tarta, el fin de semana cena con l@s amig@s, rituales de vacaciones, de cumpleaños, de los fuegos  de San Juan, el lunes por la noche el fútbol, juegos de cartas semanales, etc., la lista puede ser generalizada así como personalizada, dependiendo de nuestra identidad étnica, religión, ocupación, país de origen, personalidad y otros factores.

Los rituales pueden ser un modo de estancarse y otro modo de impregnar nuestras vidas de reverencias, si llevamos ropa especial para algunos rituales, hablamos de cierto modo…

Tenemos que sustituir el ritual del café (de después de comer, el café con las amigas..) Esto quiere decir pasar a la utilización de otra bebida que podemos encontrar calmante, caliente y con un gusto familiar. Para mí, que solía tomar mi café con nata, he sustituido esto por una bebida que se puede encontrar en la mayor parte de tiendas de productos naturales: el yannoh con leche de arroz.

Para otras personas, tomar un simple té caliente proporcionará la misma satisfacción después de que la neesidad de cafeína se haya ido. (3)

©Artículo escrito por Agnès Pérez. Lo puedes compartir desde esta web. Si deseas difundirlo en otra web o revista, ponte en contacto conmigo.

Más información sobre consultas y cursos de macrobiótica:

TLF: 638  893 371

Páginas consultadas:

1- Wikipedia

2- Intermon Oxfam

3- Verne Varona (traducido por Agnès Pérez )

DESAYUNOS MACROBIÓTICOS

Entre la cena y el tiempo de sueño pasan muchas horas, nuestro sistema digestivo ha estado también descansando y para reemprender sus funciones necesita hacerlo suavemente. Así pues, al romper el ayuno nocturno, los primeros alimentos del día tendrían que ser de consistencia más cremosa y suave.

Es mejor romper el ayuno o continuarlo?

Nuestro cuerpo necesita de energía constante y estable, por lo cual es conveniente tomarnos el tiempo de empezar el día dándosela para prevenir los típicos “bajones” de azúcar de media-mañana. Suprimir comidas no nos ayuda ni a perder peso ni a sentirnos más estables. Tres comidas equilibradas repartidas durante el día nos darán la calidad de energía que necesitamos para funcionar óptimamente.

¿Cómo me siento al levantarme?

Cada uno/a de nosotros/as somos “únicos/as”, cada día es diferente, nuestras actividades cambian, el clima cambia, nuestras emociones, lo que pensamos, lo que hacemos…y también cambiarán nuestras necesidades energéticas y lo que deseamos comer durante el día.

Puede que un día tengamos mucha hambre, ya que la cena del día anterior fue muy ligera o nuestras actividades se han incrementado, o hace más frío…

Puede que, nos sintamos sin energía o, al contrario, sintamos la necesidad de empezar el día con ejercicio físico fuerte o yoga antes de pensar en el desayuno.

¿Cómo nos sentimos emocionalmente? ¿Alegres, optimistas, con vitalidad y buen humor? ¿o irritables, pesados, con mal humor, cansados, dispersos…?

El secreto de empezar el día “con buen pie” es el resultado del día anterior, especialmente de la cena y de la hora a la que nos hemos acostado. Si nuestra cena ha sido copiosa, muy tarde y con productos animales, está garantizado que nos sentiremos cansados/as e irritables, pensando tan solo en un buen café para despertarnos y diluir las grasas del día anterior. Aún en este caso sería más recomendable empezar con un buen zumo de frutas o verduras naturales para depurar y armonizar nuestro hígado.

Si, por el contrario hemos cenado temprano (3h. antes de ir a dormir) alimentos de origen vegetal, nuestro cuerpo habrá podido “repararse” durante las horas de sueño en vez de gastar la energía en “digerir” y nos sentiremos por la mañana más ligeros, con energía y con hambre.

Desayuno, ¿dulce o salado?

Depende…de cómo nos sentimos, del clima, de la actividad que vayamos a desarrollar en las horas siguientes…

Puede que en días fríos necesitemos empezar el día con bebidas y cremas de cereales calientes, pan integral, más proteína…

O puede que en verano nos apetezca más zumos de fruta, futa o compotas frescas o comer las cremas de cereales frescas de la nevera…

Haga la temperatura que haga, nuestro cuerpo siempre necesita energía constante, glucosa de buena calidad obtenida de los cereales integrales.

Los sabores más salados nos proporcionarán una energía de mayor actividad, los dulces nos ayudarán a relajarnos.

En vez de… Opciones más sanas:

leche de vaca…come…leche de almendras o avellanas, de arroz, de avena…

mantequilla/crema…come…mantequilla de cacahuete, almendra, avellana

pan blanco..come…pan integral de buena calidad

cereales endulzados..come…cereales hinchados sin azúcar

arroz con leche..come…cremas de cereales integrales

huevos, quesos, embutidos…come..tofu o seitán a la plancha, queso de tofu, hamburguesas vegetales…

foie-gras..come…paté de lentejas, de garbanzos, de miso, de tempeh, de champiñones…

café/té..come…té verde, té bancha o kukicha, café de cereales, infusiones…

chocolate..come…mantequilla de algarroba y avellanas

yogur de vaca o cabra..come…yogur de soja

zumos de frutas con azúcar..come….zumos sin azúcar

mermeladas..come…mermeladas sin azúcar, compotas caseras

pastelería y bollería…come…galletas integrales sin azúcar, galletas de arroz, pastas de copos de avena con pasas

azúcar blanco, moreno, miel..come…melazas de cereales, miel de arroz, concentrado de manzana…

CREMAS DE CEREALES

Las cremas son el desayuno típico macrobióticos. La más tomada es la crema de arroz, que se elabora con 1 medida de arroz integral por 7 medidas de agua, cocinando el arroz un mínimo de 1h30 hasta 6-8 horas (en invierno se puede dejar la olla a presión sobre el fuego al mínimo, intercalando un difusor de calor, y tomarla calentita por la mañana).

La crema de arroz, en algunas casas macrobióticas también la hacen a partir de la harina del arroz recién molido.

Puedes complementar las cremas con verduras verdes al vapor o una manzana asada según te apetezca.

Como bebida, toma té de tres años, yannoh, té Mu, té verde, rooibos, o un jugo de verduras en verano.

Crema de avena con frutos del bosque y nueces

  1. Cocina 1 taza de copos de avena finos en dos tazas de agua con una pizca de sal durante 20mn. Añade leche de avena al gusto, nueces y frutos del bosque.

Crema de mijo al limón con pasas

  1. Lava el mijo y cocínalo en dos tazas y media de agua con una pizca de sal marina, pasas de corinto y la corteza de un limón durante 1h.
  2. Añade leche de arroz.

Copos de maíz con arándanos y frutos secos

  1. hay copos de maíz naturales o endulzados con malta de muy buena calidad. Evita los copos azucarados.
  2. Los puedes mezclar con una leche vegetal (arroz, avena, quinoa, kamut…), semillas, frutos secos, fruta…

Crema de arroz con orejones y sésamo

Receta base:

1 taza de arroz integral. 7 a 10 tazas de agua, una pizca de sal marina o 1 trocito de alga kombu.

Lavar bien el arroz (3 veces), colocar un trozo de alga kombu en el fondo de la olla, poner el arroz, añadir el agua, llevar a ebullición, hervir durante 5mn a fuego fuerte con la olla abierta, intercalar un difusor de calor entre la olla y el fuego, cerrar la olla, bajar el fuego al mínimo y cocinar de 1h30 a 3h. Cuando transcurra este tiempo, dejar que el vapor salga lentamente si es olla a presión.

Esta crema se puede hacer con cualquier cereal de uso regular. Resulta muy energética para el desayuno.

Se puede aderezar con semillas de sésamo, 1 ciruela umeboshi o cocinar con verduras cortadas a trozos pequeños o con algo de fruta seca (pasas, ciruelas pasas…) y una cáscara de limón.

DESAYUNOS PARA DÍAS DE FIESTA

Galletones de avena con compota de manzana

Ingredientes:

1 taza de copos de avena finos, 1 taza de leche de avena, 1/2 taza de pasas de corinto, 1/2 taza de semillas de sésamo tostadas, la ralladura de 1 limón, canela en polvo al gusto, 2 cucharadas soperas de aceite de sésamo, sal marina

Preparación:  Enciende el horno a 200º. Mezcla en una ensaladera todos los ingredientes y deja reposar hasta que los copos se hayan bebido la leche de avena y quede una masa suficientemente compacta para formar galletones. Pon papel de hornear sobre la bandeja del horno, dale forma de “cookie” grande a la masa con las manos húmedas y hornea a 175º hasta que estén doradas por fuera. Por dentro han de quedar tiernas y esponjosas.

Receta compota, aquí.

Tarta de avena con peras

Ingredientes: 2 tazas de copos de avena finos, 2 tazas de zumo de manzana, 1/2 taza de pasas de corinto, vainilla líquida (unas gotas al gusto), la ralladura de 1 limón, canela en polvo al gusto, 1kg de peras, sal marina

Preparación: Enciende el horno a 200º. Mezcla en una ensaladera todos los ingredientes, mézclalos y deja reposar hasta que los copos se hayan bebido el zumo de manzana. Unta aceite de sésamo sobre la bandeja del horno y extiende la masa con las manos húmedas. Pela y corta las peras a medias lunas y disponlas sobre la masa. Hornea a 175º hasta que estén doradas por fuera. Por dentro han de quedar tiernas y esponjosas.

SI TE APETECE UN DESAYUNO SALADO, PRUEBA:

Bolas de arroz

1 taza de arroz integral, 1 y media a 2 tazas de agua, según se utilice olla normal o a presión, una pizca de sal o 1 trocito de alga kombu.

Lavar bien el arroz (3 veces), colocar un trozo de alga kombu en el fondo de la olla, poner el arroz, añadir el agua, llevar a ebullición, hervir durante 5mn a fuego fuerte con la olla abierta, intercalar un difusor de calor entre la olla y el fuego, cerrar la olla, bajar el fuego al mínimo y cocinar de 30 a 45mn.

Cuando transcurra este tiempo, levantar la tapa si es olla normal o dejar que el vapor salga lentamente si es olla a presión. Cambiar el arroz a un bol para evitar que se apelmace.

Bolas de arroz con sésamo

Coger un poco de arroz tibio, amasarlo con las manos húmedas y darle forma de bola. Rebozar en sésamo tostado o en polvo de sésamo con algas. Hacer un agujero con el dedo en medio de la bola y rellenarla con media umeboshi o teka o nueces, etc. Cortar una tira de alga nori y envolver la bola con ella.

Sopa de miso con hojas verdes

Utiliza preferentemente Mugi miso o Barley miso (de cebada). Corta col rizada a trozos pequeños y hiérvela unos 4mn con un pedacito de alga (wakame o kombu) previamente remojada 5mn.  Cuando las verduras estén cocinadas, diluye una cucharadita de miso en agua o caldo y añádela a la sopa removiendo durante un máximo de 2mn. El miso no ha de hervir pues pierde propiedades. Si el alga es kombu y queda un poco dura, sácala y recíclala en otros platos. Se puede añadir cebollino o perejil finamente picados al final de la cocción.

Crema de cebada con umeboshi

1 taza de cebada, 7  a 10 tazas de agua, una pizca de sal o 1 trocito de alga kombu.

Lavar bien la cebada (3 veces), colocar un trozo de alga kombu en el fondo de la olla, poner la cebada, añadir el agua, llevar a ebullición, hervir durante 5mn a fuego fuerte con la olla abierta, intercalar un difusor de calor entre la olla y el fuego, cerrar la olla, bajar el fuego al mínimo y cocinar de 1h30 a 3h.

Cuando transcurra este tiempo, dejar que el vapor salga lentamente si es olla a presión.

Aderezar con 1 ciruela umeboshi o cocinar con verduras cortadas a trozos pequeños.

Porridge de amaranto

1 taza de amaranto, 1/3 de taza de judías blancas pequeñas cocidas, 1 tira de 5cm de alga kombu, 1 cebolla, 2 zanahorias, 1 ramita de apio

 Corta la cebolla,  el apio y la zanahoria en juliana. Cocínalos junto al amaranto y las judías con 7 tazas de agua y una pizca de sal marina durante 1h. Puedes servir con un poco de gomasio o copos de nori tostada por encima.

También puedes tomar tortas de arroz o rebanadas de un buen pan hecho con harina ecológica y lebadura madre untado con estos patés:

Queso de tofu

Ver receta aquí.

Paté de tahin con umeboshi

Ver receta aquï.

 Más recetas de patés aquí.

Un buen desayuno macrobiótico, salado o dulce se acompaña de un té o café de cereales y combina el equilibrio estándar.

©Artículo escrito por Agnès Pérez. Todos los derechos reservados. Lo puedes compartir desde esta web. Si deseas difundirlo en otra web o revista, ponte en contacto conmigo.

Más información sobre consultas y cursos de macrobiótica:

TLF: 638  893 371